Viernes, 10 Junio 2016 18:40

Los Pasos de los Pesos/ César Castruita/ Campañas, como la pirinola

Escrito por Redacción

 

Por fin terminaron las campañas políticas y con ello los 9.5 millones de spots que durante más de cinco meses nos endosaron los partidos políticos, claro con cargo al erario público. Para decirlo más claro, a cuenta de los contribuyentes.

En nuestra opinión, fue un proceso equiparable al de una pirinola, cuya única opción es: Todos Pierden.

Perdieron las finanzas públicas porque la transmisión de spots representó un gasto innecesario, haciendo que la democracia de México sea la más cara del mundo. Tan sólo el actual proceso electoral tuvo un costo de siete mil 364 millones de pesos.

Los ciudadanos perdimos, porque pudiendo haberse destinado parte importante de tales recursos a otros rubros de carácter social y de la necesaria infraestructura, fueron a parar a campañas onerosas, personalistas, spots sin propuesta ni representación ciudadana alguna.

Aunque no lo reconozcan, perdieron los partidos políticos, cuya credibilidad e imagen no remonta, siendo la spotización una prueba más del despilfarro al que nos tienen acostumbrados.

Perdieron los medios de comunicación al regalar sus espacios de publicidad a partidos políticos que propiciaron el desencanto y hastío de la audiencia.

También resultaron perdedores la propuesta, el debate de las ideas, la oferta política, porque ante la guerra sucia y el lodazal político, todo esfuerzo por informar fue nulo y no quedó sino un hartazgo social respecto a las campañas políticas.

Lorenzo Córdova lo negará, pero perdió el Instituto Nacional Electoral (INE), cada vez más acorralado, por no decir cooptado por la partidocracia de la cual no ha sabido, podido o querido desmarcarse.

Perdió la democracia mexicana, porque la spotización lo único que ha logrado conseguir es una ciudadanía molesta, ofendida, agredida, que elección tras elección se aleja cada vez más de las urnas. Con la spotización perdemos todos.

Ya lo advertía la OEA: "El modelo actual no parece propiciar un debate político de calidad y genera fricciones constantes entre los actores del proceso electoral. La transmisión de una inmensa cantidad de spots publicitarios de 30 segundos no necesariamente se traduce en un voto más informado y puede, sin embargo, alimentar el descontento ciudadano".

Es hora de que los legisladores dejen de actuar con el hígado lleno de resentimientos, dejen de inventar Frankensteins electorales y emitan una ley que le de respeto y credibilidad al INE, y que se privilegie una auténtica democracia que no sea onerosa ni que signifique pérdidas para todos.

 

Por la civilidad. Manlio Fabio Beltrones, presidente del CEN del PRI, hizo un llamado a la civilidad en la jornada electoral de mañana. Dijo que su partido será el primero en demostrar un desempeño limpio y transparente, pero de ser necesario, defenderá sus votos y denunciará las irregularidades cometidas por sus adversarios.

Email:

 

Visto 380 veces